Los días 10, 11 y 12 de diciembre, 84 estudiantes del Colegio Almendral de La Florida participaron de un Laboratorio Juvenil de Reflexión y Participación Ciudadana organizados por el Proyecto Asociativo Regional (PAR) Explora de CONICYT Región Metropolitana Sur Oriente, junto al  Museo Benjamín Vicuña Mackenna y el Centro de Investigación para la Gestión Integrada de Desastres (CIGIDEN).

Durante tres días, distintos grupos de estudiantes pudieron recorrer las dependencias del museo y conocer sobre la historia de Benjamín Vicuña Mackenna y parte de su herencia arquitectónica en la ciudad de Santiago. Además, los visitantes participaron de actividades interactivas que evidenciaban, por ejemplo, los visibles cambios en la comuna de Santiago desde la época de Vicuña Mackenna hasta nuestros días. Esto, mediante un mapa gigante que por un lado mostraba el Santiago actual y por otro el de 1870.

Para Natalia González, Encargada de Educación del museo, estas instancias vinculan el legado urbano de Vicuña Mackenna con la ciudad que hoy habitan los estudiantes. “Cruzamos el presente con la época de Vicuña Mackenna, que vivió en el siglo XIX”, comentó. Agregando que estos encuentros nacen gracias al trabajo colaborativo entre instituciones. “Desde hace 4 o 5 años que realizamos este laboratorio juvenil junto al PAR Explora de CONICYT RM Sur Oriente, nosotros ponemos los materiales y ellos nos ayudan a traer estudiantes”, puntualizó.

Otras de las actividades incluidas en el ciclo fue la charla y taller “Aprendiendo sobre recuperación post desastre, jugando”, impartida por Diana Contreras, investigadora Post Doctoral del CIGIDEN. Para la investigadora, la experiencia fue toda una novedad. “Fue muy interesante porque este ejercicio se había hecho antes con profesionales y estudiantes de postgrado, pero nunca con escolares. Fue fascinante conocer sus visiones y saber que están bien preparados ante un desastre. Pues lo que buscamos es esto: medir el nivel de conocimiento de las fases de recuperación post desastre  e incentivar la responsabilidad como ciudadanos ante un evento”.

Por su parte, Pía Uribe, profesora de ciencias del Colegio Almendral, destacó la importancia de recordar a las/os estudiantes el tema de los desastres naturales, especialmente el tema de los sismos. “Para ellos es muy importante informarse sobre desastres naturales, pues esta materia solo se ve en 4to básico y de ahí no hay más. Por lo que hay que estar recordando, por ejemplo, que somos un país sísmico”.

El Laboratorio Juvenil de Reflexión y Participación Ciudadana, nació con el objetivo de presentar iniciativas ciudadanas replicables, que se vinculen con la participación; reconocer y comprender los ideales y las prácticas en las que se sustentan la ciudadanía; y estimular a los estudiantes a participar de manera activa y responsablemente en la sociedad.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.