Investigación revela que los microplásticos son una amenaza para la vida marina

Especialistas descubrieron que los limpiadores faciales que usamos para nuestra higiene contienen partículas de microplásticos inferiores a los 5mm.


*Nota por: Emilia Palma Tuki

Profesionales de la Escuela de Ciencias Biológicas de la Universidad de Auckland destacaron que es probable que el consumidor promedio utilice a diario productos que contienen microplásticos. Esta situación es de alta preocupación para las autoridades, ya que estas partículas derivan al mar siendo ingeridas por especies marinas provocándoles hasta la muerte.

/www.miteco.gob.es

En los últimos años existe un cambio importante en el potencial de contaminación por microplásticos en los océanos, esto debido a que han reemplazado los materiales exfoliantes naturales (avena, albaricoque, cáscaras de nuez) por productos en base a microplásticos. La mayoría de los limpiadores faciales investigados en supermercados de Nueva Zelanda, mencionan al polietileno como un ingrediente el cual lo camuflan de diversas maneras como “microperlas”, “fórmula de microperlas” o “micro exfoliante”.Una vez utilizados en el lavado de cara los microplásticos viajan a través de los sistemas de aguas residuales, pero debido a su pequeño tamaño es probable que escapen de la captura por las pantallas de tratamiento preliminar en plantas de aguas residuales e ingresen a los océanos.

Según los investigadores que participaron del estudio, “el rango de tamaño de las partículas las pone a disposición de pequeños organismos planctónicos que se encuentran en la cadena alimentaria, y su persistencia en el medio ambiente hace que los microplásticos se vuelvan más pequeños y más tóxicos con el tiempo”. 

Una vez que los microplásticos son ingeridos por pequeños organismos planctónicos, como los copépodos, existe la posibilidad de que los microplásticos pasen y se acumulen en niveles más altos de la cadena alimentaria, los cuales posteriormente podrían ser consumidos por los humanos.

De lo que no hay aún ningún estudio es del efecto que pueden tener en la salud de las personas que consuman los pescados o mariscos contaminados, “en principio, si se consume puntualmente el plástico sería eliminado por el intestino, pero una ingesta continuada podría tener potencialmente los mismos efectos tóxicos que en los animales”.

Se cree que los microplásticos en los limpiadores faciales son en gran medida innecesarios y pueden tener impactos a largo plazo en el medio ambiente marino y al ser humano es por esto, que es de alta demanda enfocarse en el daño que nos estamos causando como sociedad y como seres humanos.

*Estos productos periodísticos fueron realizados por estudiantes de Biología Marina e Ingeniería en Acuicultura de la Universidad Católica del Norte, en el marco de la asignatura Ciencia, Tecnología y Sociedad, que tiene un estrecho vínculo con el quehacer del PAR Explora de CONICYT Coquimbo.