Sidebar

16
Mié, Ago

Profesores y profesoras de distintos puntos del país se capacitaron en campamento Explora

Opciones de Texto

Tras cuatro días de participar en una experiencia única con destacados expertos en la enseñanza y divulgación de la ciencia y la tecnología, los más de 190 educadores retornan a sus escuelas con nuevas herramientas para mejorar el aprendizaje de las ciencias en sus comunidades.

“Las hipótesis son como velas: sabemos que se van a apagar, pero también sabemos que nos van a iluminar el camino antes de extinguirse”. Con esta analogía, el destacado paleontólogo uruguayo, Dr. Richard Fariña, explicaba su visión de la ciencia a los profesores de todo Chile que llegaron esta semana a la Hacienda Picarquín, en la Región de O´Higgins, para participar del campamento científico organizado por CONICYT a través de su Programa Explora.

Desde el 9 y hasta el 12 de enero pasado, docentes que imparten clases en el área de ciencias, -abarcando desde la educación parvularia hasta 4º medio-, llegaron hasta la VI Región para participar de esta iniciativa que busca potenciar la enseñanza de la ciencia en el país capacitando a los profesores. Expertos de The Hollingworth Center, Teachers College, de la Universidad de Columbia, del Programa de Educación en Ciencias Basado en la Indagación, ECBI Chile, y el MINEDUC, apoyaron a los profesionales de la educación.

“Como Programa Explora estamos encabezando una serie de esfuerzos que permitirán a los alumnos tener un rol más protagónico en su proceso de aprendizaje, fomentando metodologías que propician la exploración y la resolución de problemas que sienten como cercanos. Uno de esos esfuerzos –fundamentales- es el trabajo directo con los profesores que enseñan ciencia”, señaló Natalia Mackenzie, directora del Programa Explora.

Es así que los participantes pudieron conocer de primera fuente el trabajo de científicos comprometidos con la comunicación de la ciencia a la ciudadanía: el Dr. Fernando Valiente, quien estudia la enfermedad del VIH (específicamente, la variante VIH-1) y que también participa de la iniciativa de ciencia ciudadana “Más Ciencia para Chile”; la Dra. Verónica Noches, que estudia el efecto de componentes del cannabis como tratamiento para la epilepsia; y el astrónomo Néstor Espinoza, que estudia planetas extrasolares y uno de los primeros en detectar planetas rocosos similares a la Tierra.

Para Pablo Manzano, profesor de la comuna de Limache, esta clase de diálogos con destacados investigadores resulta vital para recoger experiencias que ayuden a incentivar a los niños a pensar científicamente. “Buscamos que nuestros alumnos puedan entender el mundo de una forma fácil, concreta y real, observando la ciencia en su cotidiano, ya sea en el patio de su casa o de la escuela. Esta experiencia me ha dado herramientas para cumplir este objetivo, tanto así que ya tengo ganas de volver a trabajar para poder aplicar lo que hemos aprendido”, expresó.

Uno de los conceptos que se buscaba instalar con las actividades fue la del “profesor como agente de cambio”. Fue así que conocieron experiencias que les permitirán generar nuevas y mejores posibilidades para su trabajo en el aula y en las relaciones con sus educandos. ¿Cómo aprendemos ciencia? y ¿Por qué las preguntas son tan importantes para el proceso de aprendizaje? fueron algunas de las interrogantes resueltas durante el campamento para profesores, quienes tras la experiencia generaron sus propias propuestas de cambio.

Medio ambiente, astronomía y medicina formaron parte de los talleres a los que asistieron durante el campamento, a lo que se sumaron actividades para incentivar la motivación y el aprendizaje. “Sin duda, podemos generar un cambio positivo en nuestros estudiantes, siempre y cuando lo queramos. Por eso creo que los docentes tenemos el deber de capacitarnos, y estas son las instancias donde podemos sacrificar el descanso por algo útil y necesario para el quehacer pedagógico, compartiendo y reflexionando con colegas que viven lo mismo que uno”, señaló Julio Maureira, profesor de Tierras Blancas, Región de Coquimbo.

Talleres como “El desafío de aprender desde el error” y “Profesor como investigador en el aula”, fueron algunas de las actividades de aprendizaje donde los docentes pudieron reflexionar sobre sus prácticas, a las cuales se sumaron otras recreativas como “Senderismo consciente”, donde pudieron recorrer los cerros de este excepcional laboratorio natural que es la Hacienda Picarquín.

Todas estas instancias llevaron a los docentes a pensar en las necesidades de sus establecimientos y en cómo ellos podían aportar para satisfacerlas. Durante la última noche de su permanencia en el campamento y, en una ceremonia cargada de simbolismo, los profesores y profesoras quemaron papeles con sus miedos y ofrendaron sus “talentos” para el cambio.

Al día siguiente, durante la jornada de cierre, los asistentes pudieron compartir directamente con el destacado investigador uruguayo Richard Fariña, quien coronaba con Explora su exitosa participación en el Congreso del Futuro en Santiago. “Tengan siempre en cuenta que la ciencia no tiene verdades reveladas, lo que sabemos hoy se va ignorar mañana. Entonces, los puntos de vista que yo defiendo dependen mucho de las evidencias que hay”, dijo el paleontólogo.

CONICYT, a través de su programa Explora, busca motivar a los profesores a diseñar actividades que les permitan convertirse en agentes de cambio, capaces de identificar las oportunidades y desafíos presentes en el mundo escolar y científico. Por ello es que durante el campamento fueron los mismos docentes quienes debían elegir las metodologías más acordes a sus necesidades y las de sus estudiantes.