¿Sabías que el botox es una toxina producida por una bacteria?

Opciones de Texto

El botox es una droga hecha de una toxina producida por la bacteria Clostridium botulinum. Esa misma toxina causa un tipo de intoxicación alimentaria peligrosa llamada botulismo. Los médicos lo utilizan en pequeñas dosis para tratar problemas como: eliminación temporal de las arrugas faciales, sudoración severa de las axilas, distonía cervical (trastorno neurológico que causa contracciones musculares severas en cuello y hombros), blefarospasmo (parpadeo incontrolable) y estrabismo (ojos desviados).

Fuente: WHO.INT